Vestir al bebé de gala en el momento de su bautizo es una costumbre que tiene muchos años de tradición. Aunque, ahora, se haga uso de otras formas más cómodas y adecuadas a otro tipo de ceremonias, como la ‘Bienvenida al Mundo’ que propone Simboliza.

faldon bautizo.jpg

El faldón tiene su origen en el paño bordado donde se envolvía al nene después de ese momento de purificación que suponía sumergirlo en agua. Era el bautismo por inmersión, práctica habitual cristiana durante siglos que derivó en lo actual (dentro del bautizo religioso): rociar con agua la cabeza del bebé.

Cuando este segundo modo ceremonial empezó a extenderse, se cambió ese paño bordado por el faldón: fue, en sus inicios, un ropaje blanco y largo que se inspiró en los trajecitos que lucían los príncipes en la corte real (cuando comenzaban a dar sus primeros pasos, niñas y niños indistintamente llevaban vestido).

bautizo bebe precioso

El que ha sido denominado por generaciones ‘vestido de cristianar’ (el faldón) era una prenda que pasaba de generación en generación… y de generación en generación era utilizada. Formaba parte del ajuar familiar, se guardaba entre terciopelo blanco (signo de pureza) y estaba confeccionada, en el mejor de los casos, en batista.

Un verdadero traje de gala que tiene una curiosidad: la capota (más allá de proteger la cabecita del bebé) simboliza, en la cultura católica, la llegada del Espíritu Santo, que se representa en las imágenes simbólicas del bautizo con una paloma.

 

faldon bautizo gorrito

 

#bautizo #bebés #faldonesdebautizo #modabebés #maternidad #madresyniños

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *